Ús de cookies

Aquest web utilitza 'galetes' per millorar l'experiència de navegació. Si continueu navegant entenem que les accepteu. Més informació


Fòrums

'Pobra democràcia', de Guillem Llin

Afegir aportació
  • GONZALO GIRONES GUILLEM

     

    VIA CRUCIS POETICO

    VIA CRUCIS POETICO
    1982

    PREÁMBULO

    Por la calle del mercado
    caminando me perdí,
    al mismo tiempo que oí
    que a Jesús han capturado.
    con el discípulo amado
    camina la Madre santa.
    Si el dolor no les espanta
    para seguir esta vía,
    yo andaré junto a Maria
    con un nudo en la garganta.

    I ESTACION

    Jesús condenado a muerte

    Lo llevan a la escalera
    donde está Poncio Pilato.
    duéleme ver el maltrato
    de un pueblo trocado en fiera.
    Tan mansa y dulce cordera
    le piden crucificar
    que el Juez la quiere soltar ...,
    pero consiente mezquino,
    y ha soltado a un asesino
    para a Jesús condenar.

    II ESTACION

    Jesús cae por primera vez

    Bajo el peso del pecado
    tu rostro cae en el suelo,
    y tu alma en el desconsuelo
    de verte tan maltratado.
    Apenas te has levantado
    me has mirado con dulzura.
    aprende, humana criatura,
    me dices callado y manso,
    que para entrar en descanso
    hay que pasar la amargura.


    IV ESTACION

    Jesús encuentra a su santísima Madre

    A la vuelta de la esquina
    tu Madre sale al encuentro
    y te mira ojos adentro
    la más triste peregrina.
    Desde el silencio adivina
    el secreto de tu historia:
    ella guarda en la memoria
    tu dulce mirar primero
    en que dijiste “yo muero
    porque el mundo alcance gloria”.

    V ESTACION

    El Cireneo ayuda a Jesús a llevar la cruz

    Aquí, volviendo del campo,
    halló un hombre su ventura...
    “No te quejes si es tan dura
    la cruz que en tu vida estampo
    (dijo Cristo), que yo acampo
    junto a la humana vereda,
    porque sepas que no queda
    otro camino que el mío,
    y a tu trabajo confío
    la planta de esta arboleda”.

    IV ESTACION

    La Verónica limpia el rostro de Jesús

    Verónica la piadosa
    te ha enjugado con su manto,
    y le has devuelto el encanto
    de guardar tu faz hermosa.
    Guarda lágrimas de rosa,
    guarda mirada serena,
    que si aquellas son la pena
    de un rescate generoso,
    ese mirar bondadoso
    de que esperanza nos llena.


    VII ESTACION

    Jesús cae por segunda vez

    Empujado y abatido
    por un golpe lastimero,
    hasta el polvo del sendero
    segunda vez has caído.
    Mas al verte dolorido
    tú me llenas de esperanza,
    que el pensamiento me alcanza
    que tú quieres perdonarme,
    si yo logro levantarme
    del pecado sin tardanza.

    VIII ESTACION

    Jesús consuela a las mujeres de Jerusalén

    Pues que tan mísero ven
    ese cuerpo sacrosanto,
    a tu paso rinden llanto
    madres de Jerusalén.
    “Lamentad el mismo bien
    que en vuestros hijos se pierde”.
    Díceles Jesús: “no muerde
    el mal carnes virginales,
    si no es por librar de males
    pueblo seco en planta verde”.

    IX ESTACION

    Jesús cae por tercera vez

    Tantas serán mis caídas
    cuantos fueren tus pecados,
    por los hombres desalmados
    yo daría dos mil vidas.
    Así, Jesús, intimidas
    nuestra soberbia arrogante,
    y aún caminas adelante
    hasta la cumbre del cerro,
    donde ha de matar el hierro,
    con tu amor mi mal talante.


    X ESTACION

    Jesús muere en la cruz

    Llegó la hora suprema
    de entregar la vida al Padre
    y a los hermanos tu Madre
    por una bondad extrema.
    ¡Darlo todo¡, este es el lema
    que canta la sangre al pecho.
    De un cuerpo arado y maltrecho
    brota el soplo de la vida;
    bebe mi alma arrepentida
    tu amor sangriento y deshecho.

    XIII ESTACION

    Jesús descolgado y puesto en brazos de su Madre

    Te devuelven sus despojos,
    Madre fuerte en la esperanza:
    tuyos son, pro te alcanza
    la fe que escruta en tus ojos
    que esos miembros son abrojos
    que han crecido demasiado.
    De tu vientre han escapado
    para subir hasta el cielo,
    pero te queda el consuelo
    del amor que te ha abrasado.

    XIV ESTACION

    El cuerpo de Jesús es puesto en el sepulcro

    En callada sepultura
    yace el hijo más hermoso,
    él ha ganado el reposo
    y el mundo gana hermosura.
    Encerrado perla pura
    la tierra aguarda su gloria;
    el polvo canta victoria
    sobre muerte corrompida,
    que le han sembrado la vida
    que hará renacer la historia.




    RespondreInapropiat